Origen del pollo peruano a la brasa, nuestra receta recomendada

Origen del pollo peruano a la brasa, nuestra receta recomendada

El pollo peruano a la brasa empezó a ser conocido y su popularidad creció, llegándose a abrir muchos locales en Perú que ofrecían a su clientela esta especialidad, la primera pollería fue “La Granja Azul” que se abrió en 1950 en Santa Clara (Chaclacayo). Con los años se fueron extendiendo por todos lo distritos de la capital y el resto de ciudades. El restaurante más famoso fue “El kikiriii” que se inauguró en el centro de Lima.

El origen de la receta se le atribuye a Roger Schuler, quien inventó la peculiar cocción del pollo fijándose en la preparación que hacía su cocinera. Tiempo más tarde, Schuler, junto a su cocinera y otro socio, consiguió que la producción fuese más técnica hasta abrir el restaurante la Granja Azul.

En la actualidad, hay pollerías en todas las ciudades del país y es una receta muy consumida por todas las clases sociales de la población de Perú. ¿Puedes imaginarte la cantidad de pollos que se consumen al año? Según una reciente investigación realizada en 2016, son 380 millones de unidades de pollo que se cocinan a la brasa cada año. Su gran importancia hace que este producto se incluya en todas las listas de la compra peruanas.

Receta del pollo peruano

La Granja Azul Pollo Peruano

El plato es una carne de pollo que es cocinada a las brasas. La carne especiada se hornea encima de las brasas de un horno, llamado “rotombo”, que hace girar al pollo en su mismo eje, haciéndose uniformemente. El horno puede trabajar a base de gas, leña o carbón, aunque el de leña es el más conocido.

El pollo peruano a la brasa está hecho con un aderezo o un marinado que incluye los siguientes ingredientes: sillao, sal, huacaty, romero, cerveza negra, sal, pimiento, comino y ají panca, en diferentes proporciones. Normalmente el pollo peruano se acompaña de patatas fritas y algunas verduras verdes a diferencia de la selva peruana, donde se acompaña de plátano frito o yuca. También está aderezado por gran cantidad de salsas y cremas servidas al gusto del comensal. La salsa ají es la más usada en los locales que venden pollo peruano a la brasa.

All comments